Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

LARACHE vista por… SARA FERERES DE MORYOUSSEF

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

En su exquisito libro “Larache, crónica nostálgica” (Centro de Estudios Sefardíes de Caracas, 1996), la escritora larachense Sara Fereres de Moryoussef, se acerca a la ciudad en la que vivió y creció con la nostalgia propia de la distancia, tanto física como temporal. Igual que a otros autores, como León Cohen, Cristina Martínez o yo mismo, ese retroceder en el tiempo y en el espacio para recuperar la memoria del Larache particular de cada uno de nosotros, conlleva, casi ineludiblemente, el barniz de la idealización. Y es que, cuando la experiencia vital está llena de dulces sabores, las palabras brotan cadenciosas pero pasionales, trémulas a veces pero emocionadas. Sara Fereres no puede evitar una declaración de amor a Larache en cada página de su libro, que es una crónica nostálgica, sí, pero una crónica palpitante también.

Molly Benarroch, Jacobi Benay, SARA FERERES y Anita Benarroch

Se detiene en la descripción del Larache en la que Sara vivió, en cada calle, en cada edificio, y lo hace sin prisas, demorándose en los recuerdos.

Fue durante la década de 1940-50 cuando la ciudad tomó gran empuje. Se construía más, pues había mucha gente nueva de la Península. Casi todas las calles transversales ya tenían vivienda. Se abrieron nuevos comercios y se instalaron más bares y restaurante. Otro cine nuevo surgió, llamado María Cristina, y la gente se expandió viviendo hasta en lugares que antes eran campos pelados.

Como a unos cuarenta metros de nuestro edificio, atravesando la calle Cervantes, se encontraba el Banco Español de Crédito. Era un hermoso edificio cuyas paredes estaban cubiertas de mármol gris, si mal no recuerdo, y que aún existe. Un poco más adelante podíamos ver la única iglesia del pueblo. Pequeño pero atractiva. Muy sencilla, sin ningún estilo, aunque acogedora en su modestia. Estaba situada al fondo de una especie de plazoleta, decorada con macizos de plantas y flores, entre unos setos divisores. No era una gran cosa, sino más bien una iglesia muy adecuada para el pequeño pueblo que era Larache.

De los dos únicos quioscos de diarios y revistas que teníamos, el de Cremades era el más completo. Allí vendían toda clase de lecturas y comiquitas para los niños: Mari-Pepa, Juan Centella, Tarzán, El Fantasma, los de Walt Disney, etc… Cromos para coleccionar y cartones para recortar y armar barcos, casas, automóviles… Ahí no se vendían <chucherías>. Esto que existe hoy en todas partes era, durante mi infancia y parte de mi juventud, casi desconocido entre nosotros. Supongo que por esos mismo apenas había un par de dentistas o tres en Larache.

(…) Dejando atrás la iglesia y Cremades nos encontrábamos en la parte comercial de la avenida. El edificio de los Gallego, separado por un pasaje de otro edificio, la Banca Gallego. Los cafés o tascas, digamos más exclusivos, estaban allí mismo en la avenida: el Café Mau y el Canaletas, con la pastelería de Orozco que los separaba.

Para ir a la calle Chinguiti, el <paseo> de la ciudad, salíamos de la Canaletas y tomábamos a la derecha para entrar al pasaje que nos conducía directamente a ella. La avenida y la calle Chinguiti eran paralelas. En estas calles se encontraban los dos cines y una serie de comercios con toda clase de artículos. También las otras dos buenas pastelerías que teníamos: La Suiza, casi frente al Teatro España, y la <del valenciano> que era también heladería en verano y se hallaba casi al final del paseo. Lo mismo que La Suiza, estaba situada frente al otro cine llamado Cine Ideal.

(…) …teníamos el Cine Ideal que era eso, ideal. Bonito, nuevo y moderno, con asientos tapizados y todo él <sha´aleando>. Allí se estrenaban buenas películas y, como es natural, no nos las perdíamos.”

CINE IDEAL en la calle Chinguiti – hoy Avda. Hassan II

Sara Fereres, como digo, hace un recorrido por todo el pueblo, dedica un capítulo al Zoco Chico, a la época de la guerra, que tanto sufrimiento trajo a gente maravillosa de Larache, condenados al ostracismo por sus ideas, y también describe la playa y el paso del río en barca, cómo no, y las fiestas, el ´Id-el-Kebir, el Purim… Una descripción fiel de la convivencia que mantuvieron las tres religiones en Larache, un ejemplo que no nos cansamos de mostrar al mundo.

Así relata la fiesta del ´Id-El-Kebir y la romería a Lal-la Mennana.

“La fiesta grande era el ´Id-El-Kebir. En Larache dedicaban ese día a honrar a una santa mujer, Lal-la Mennana que estaba enterrada justamente en el cementerio emplazado en todo el centro de la ciudad y que llevaba su nombre.

Ese era un gran día para los musulmanes. Se iniciaba en la víspera. Al día siguiente, desde el amanecer, comenzaban a reunirse los fieles en el entorno del Zoco Chico, cerca de la mezquita y de allí partía la procesión que los llevaría a través de la Avenida Generalísimo Franco hasta el cementerio, donde después de rendir honores a la santa, terminaba la romería.

El propósito era llevar ofrendas a Lal-la Mennana. Los principales entre ellos se llamaban <shrifis>, o sea jeques y precedían la caravana que componía gente llevando ofrendas. El <shrif> iba montado a caballo o mula, de preferencia blanco.

Él mismo iba vestido de blanco. .. (…) Había muchas paradas y en cada una de ellas los devotos <´issauis<, una secta de derviches, se dedicaban a bailar al son de tambores y chirimías, esas flautas morunas de sonido monótono y agudo. Los movimientos eran rítmicos pero violentos. Giraban la cabeza como si fuera un trompo y se excitaban a tal punto que perdían la noción del dolor. Los he visto cortarse, pincharse con hojas de chumberas llenas de espinos largos y agudos, golpearse con hachas la cabeza y sangrar. Hasta caminar sobre carbones encendidos y levárselos a la boca, sin que demostraran sentir dolor…

(…) Curiosamente, la hija de los cuidadores de nuestra huerta era una <´issauía>. Una vez le pregunté cómo hacía y me mostró como se <haireaba> ella al seguir ese ritmo tan enloquecedor. Me dijo que era fácil y que lo intentara. Muy imprudentemente seguí su consejo y terminé vomitando a causa del mareo.”

Y la fiesta del Purim:

“Para la fiesta del Purim todas las casas hebreas de Larache se convertían en pastelerías.

Esta fiesta es la más dedicada a los niños del pueblo judío. Es un día de regalos y golosinas. También los indigentes la disfrutaban. Fiesta alegre para visitar a los amigos y a la familia. Igual que para recibir. Día de puertas abiertas hasta el anochecer.

(…) A la entrada de cada casa se ponía sobre un mueble o mesita una bandeja llena de moneda fraccionaria, para tenerla a mano y ofrecer su óbolo a cualquiera de los tantos indigentes que se presentaban durante el día con ese propósito. Llegaban hombres, mujeres y niños. A cada quien se le daba lo que correspondía: moneda fraccionaria para niños, pesetas o <duros> para los adultos. Los pequeños de la casa ofrecían a los críos y los adultos los hacían a los mayores.”

Avenida Chinguiti – cine Ideal (otra perspectiva)

Sara dedica un hermoso capítulo a un hombre, Abd-el-Kamel, lleno de cariño, ternura y afecto (pero que no transcribo porque creo que merece la pena que lo descubra el lector de este relato). Uno de los más conmovedores de su libro, y que me recuerda mucho a mi cuento “Mina, la negra”.  Y es que, aunque de épocas distintas, las experiencias en Larache nos unen a todos, vivencias casi paralelas que saltan de un decenio a otro, pero que no dejan de estar marcados a fuego por la misma tierra, por la misma gente, por la misma sangre.

Sergio Barce, abril 2011

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

21 comentarios

  1. Sigo diciendo que me encanta todo lo que se publica, relacionado con Larache, pero cuando se hable de un libro sobre nuestra maravillosa ciudad, agradecería que si fuese posible se indicase donde se podía adquirir. Unn abrazo Pepe

  2. Abundo en lo dicho por Pepe García Gálvez. Lo primero, gracias por no dejar que mueran nuestros recuerdos regándolos con vuestros relatos, apoyándolos y ayudándolos a aflorar en masa desde el desván del tiempo. Por otro lado, por favor, ¿dónde podemos adquirir estos libros? Concretamente el de Sara Fereres, ya que otros, mediante el «boca a boca» de los paisanos, se localizan. Un abrazo a todos mis paisanos, con toda la añoranza y la nostalgia que me invaden cada vez que leo o escucho la palabra mágica:¡LARACHE!

    1. Queridos Pepe y María:
      Yo sólo puedo colgar en el blog los relatos, los datos de los libros o sus referencias. Cuando sepa dónde se localizan, lo pondré, pero no siempre tengo ese dato. No obstante, siempre se puede enviar un comentario preguntando si alguien lo sabe.
      El libro de Sara hace tiempo que lo tengo porque me lo hizo llegar Raquel, y lo cierto es que no sé si la editorial, el Centro de Estudios Sefardíes de Caracas tendrá más ejemplares o no. Siempre contamos con «google» para buscarlos o contactar con las editoras (este dato siempre lo hago constar). Supongo que si Raquel lee estos mensajes escribirá algo informando si es posible encontrarlo o no.
      Un abrazo a todos
      sergio

  3. Hola, me llamo Nurit y naci en Larache mi nombre de soltera es Nuni Bitton Fereres mi padre se llamaba Isaac Bitton Y mi madre Esther Fereres.
    me emociono mucho leer el articulo que habla del libro de Sara Fereres de Moryousef y quisiera saber mas y recibir mas articulos sobre Larache .
    mi familia y yo salimos de Larache en el ano 1957 yo tenia 14 anos y aun tengo recuerdos de Larache.
    Ademas quisiera saber si Sara Fereres es la misma familia de mi madre . que yo sepa habia solo una familia que se llamaba Fereres.
    gracias

    1. Hola Nurit

      Si en Larache habia solo una familia Fereres, mi madre tenia una tia Esther Fereres z`l hermana de mi abuelo z`l Jacob, le preguntare a ella, estoy segura que debes ser de la familia…..mi madre tambien salio de Marruecos en ese año, yo tenia 14 meses cuando salimos en enero del 57……me gustaria saber de ti…..

      Habian primos de Fereres como Simy Fereres casada con Moises Bencheluch, no se si este nombre te suena…..donde vives?

      Un abrazo

    2. Nurit ayer hable con mi madre, me dijo que si eres prima de ella, hija de una prima hermana de mi abuelo Jacob z`l , mama dice que te tiene que haber conocido, ya que la familia siempre estaba reunida, pero no recuerda tu nombre, si se acuerda de tu padre, me dijo que los Bitton eran primos de ellos por haberse casado con Fereres, quiere saber de ti, donde vives? te he buscado por Facebook y por Skype pero no veo modo de contactarte, si llegas a leer esto escribeme por favor a mi correos: raquelfhima@hotmail.com

      Mama dice que para que te orientes ella es bisinieta de Inma Simja z`l como la llamaban y su abuela era Zahra Bergel z`l casada con Samuel Fereres z`l….

      Me encantaria establecer contacto contigo…..

      Raquel

  4. Nostalgisimoten.

    Me parece muy interesante el comentario. en realidad todo lo que se refiere a Larache y los larechenses es interesante yo apuesto se siga alimentando este con muchas aportaciones nuevas.En cuanto a la familia Fereres .yo me acuerdo de que era una familia muy grande generalmente comerciantes. tenemos el aue representaba los primeros coches wolswagen y luego bebeidas y comestibles al por mayor y otros a los que me referire en otra ocasion. incluso habia un fondak con el nombre de los fereres

    1. Hola Raquel
      me emociono mucho leer tu respuesta
      mi abuelo de la parte de mi madre se llamaba Meir Fereres y mi abyela Fortuna los hermanos de mi madre : Simi Esther Adela Alegria Jacob Jose Samuel Mercedes .
      mi correo es : nuritac@valla.co.il si quieres puedes escribirme alli
      Elias Fereres el director de la escuela Alianza israelita era primo de mi madre.
      en fin yo creo que somos familia
      besos
      por favor contestame a mi correo

  5. Larache era una ciudad tranquila y acogedora. Su costa bañada por el Océano Atlántico cuyas brisas condicionan su agradable clima aunque ligeramente húmedo. Sus fértiles tierras regadas por el Río Lukus que tiene no lejos de sus orillas y ya camino de su desembocadura las ruinas de la antigua ciudad romana llamada Lixus en cuyos vestigios se podía entonces apreciar su arquitectura y forma de construcción.lo que daba idea de la manera de vivir de aquel pueblo guerrero. Este río era muy celebre por su riqueza en angulas y sábalo. Esta especie de angulas era muy apreciada por los habitantes de la ciudad por su calidad. Eran tan abundantes que sobrepasaban el consumo interior por lo que una gran parte se destinaba a la exportación hacia Madrid y otros lugares. En lo que respecta al sábalo era un pescado muy exquisito que se preparaba de diferentes maneras sobre todo por los musulmanes y los hebreos. Estos últimos lo preparaban de una manera extraordinaria (para chuparse los dedos).Toda esta riqueza ha desaparecido. Lamentablemente ya no existe.
    En Larache existía una sana convivencia y una fraternidad ejemplares. difícil de encontrar en otro rincón del mundo. No existía diferencia de religiones. costumbres o tradiciones yo diría que todo esto era compartido. Durante el mes de Ramadan que es el mes de ayuno y recogimiento para los musulmanes. los vecinos no musulmanes recibían y tomaban la harira. especie de sopa muy nutritiva con la que se rompe el ayuno ofrecida por sus vecinos musulmanes. En la fiesta del Fitr o pascua pequeña la que pone punto final al mes de ayuno recibían dulces y varios productos caseros con los que se festejaba esta Pascua. En la fiesta del Sacrificio (Aid al Adha) y que algunos llaman vulgarmente fiesta del borrego recibían carne fresca y hecha pinchitos. Mi padre que en paz descanse solía sacrificar dos borregos uno para los ritos religiosos y el otro destinado a repartir entre los vecinos no musulmanes. Decía que en paz descanse que no concebía que nosotros en casa preparando los pinchitos y la carne a la brasa y los vecinos no musulmanes tragando el humo y el olor de los pinchitos y de la carne. Pero estos gestos eran recíprocos.
    En las fiestas hebreas los vecinos no hebreos recibían la sajina. la rekaka especie de pan muy delgado en forma de galletas pero sin sal y otros productos caseros hebreos. En las Fiestas de Navidad los vecinos no cristianos recibían roscos polvorones alfajores y otros productos caseros propios de esta Pascua. A propósito de estas fiestas navideñas. parece que todavía me suena ese ruido de las comparsas que recorrían las calles toda la noche. ese ruido de las zambombas y esos villancicos con sus peces en el río que beben y beben y no paran de beber.

  6. NOSTALGIAS

    LARACHE TIERRA QUERIDA
    Por Driss Sahraoui Segunda parte

    Larache fue la primera en crear una fiesta anual llamada Semana de Larache. duraba siete días durante los cuales se organizaban diversas manifestaciones culturales artísticas. deportivas y otras. Así se celebraban carrera y saltos de caballos en la Hípica. carrera pedestre. de natación y otras. Se exhibían piezas teatrales y musicales en el Teatro España. encuentros de fútbol en el celebre campo de fútbol de Santa Bárbara y otros. Igualmente se celebraban concursos de escaparates en los cuales participaban Los Almacenes Pulido. La Bandera Española El Comercio Español y los Hermanos Martínez que eran los más importantes comercios en lo que se refiere a tejidos confección. alfombras. artículos de viaje y otros. Generalmente se proclamaba ganador del concurso Los Almacenes Pulido por la importancia de su comercio y al contar igualmente con cuatro inmensos escaparates donde exhibía sus artículos con mucho esmero y casi de forma artística. El primer día de la Semana de Larache se inauguraba con un desfile de carrozas. Cada una simbolizaba un algo agricultores. ganaderos. pescadores carpinteros. artesanos y otros. Encabezaba este desfile una carroza con niñas a bordo. ataviadas con traje blanco de novia y una corona en la cabeza. Durante el recorrido arrojaban sobre los espectadores además de flores. bombones y caramelos con la consiguiente alegría de los niños. El último día finalizaba con una traca final en la plaza de España hoy Plaza de la Libertad y que duraba hasta altas horas de la noche en un ambiente de alegría y fraternidad compartido por todas las comunidades existentes entonces en esta ciudad. Desde luego en este sentido Larache era ejemplar y ejemplarizante.

    Estas fiestas eran organizadas por un comité _ director. Pero el que llevaba todo el peso de la organización y realización era un Ingeniero de Montes llamado Jaquetón. Era activo. dinámico y derrochaba simpatía Los grandes comerciantes de Larache contribuyan con donaciones simbólicas y voluntarias. Pero el grueso de los gastos eran sufragados por un ingeniero agrícola director general de la entonces famosa Compañía Agrícola del Lukus llamado Gomendio y el propietario de una Almadraba y una fábrica de conservas. generalmente de atún proveniente de su almadraba llamado Ramón León de Carranza. nacido en Cádiz.en cuya ciudad organizaba todos los años un Trofeo que llevaba su nombre (Trofeo Ramón de Carranza) y se celebraba en el campo de fútbol también de su nombre en Cádiz. En este trofeo participaban los más prestigiosos equipos internacionales de fútbol. Este hombre a pesar de su inmensa fortuna era sencillo. humilde y generoso. Solía reservar un cupo de billetes destinado a los habitantes de Larache que quisieran asistir a este trofeo. Algunos con gastos de ida y vuelta incluidos.

    1. Sr Driss

      Muy interesante lo que cuenta del Sabalo, un pescado que en mi casa adoraban, lo guisaban en todas las formas, con turmas, en colorado, etc nunca lo he probado pero el recuerdo que mi familia tiene de el, basta y sobra para saber que es delicioso y en ningun otro pais se encuentra como el de Larache….

      Hubo gran convivencia en ese Larache de hace muchos años, musulmanes, judios y cristianos convivieron en paz y armonia, celebrando cada uno sus fiestas y costumbres, respetandose mutuamente, participando de estas celebraciones…..
      Ojala y en el mundo actual sucedieran cosas asi, donde la amistad y la hermandad se respetasen por encima de todo…..

      Saludos cordiales

  7. Hola, aun no me acostumbro a escribir en estos blogs, el libro escrito por mi madre se puede conseguir en Caracas a traves de la Biblioteca Popular Sefaradi: Aqui les pongo su e mail:

    info@centroestudiossefardies.com

    El libro salio a la luz en el año 1996, se ha vendido en España pero creo que actualmente no lo hay…….cualquier duda pueden escribirme a mi correos:

    raquelfhima@hotmail.com

    Mi madre es una señora que ama tanto Larache que es imposible describir ese amor por su ciudad, pero desde 1985 no ha regresado a ella, lo hace a traves de mi, que si he estado en los ultimos años y de la cual acabo de regresar…….

    Agradezco a todos los que han escrito felicitandola, el Sr Driss tiene razon, los Fereres eramos y somos una familia grande, Salomon Fereres z`l a quien se refiere como comerciante y dueño del Almacen de Comestibles y Bebidas fallecio hace un año exactamente en la ciudad de Marbella donde se retiro cuando dejo Larache, a los 99 años de edad, tio de mi madre, un hombre encantador, que hasta el ultimo momento estuvo lucido…..y murio como vivio, sin molestar a nadie, dormido…..

    Su hermano Elias Fereres z`l Director por muchos de la Escuela de la Alianza Israelita…..se retiro a Paris donde murio hace ya muchos años.

    Mi abuelo Jacob Fereres z`l, toda su vida comerciante reconocido en la ciudad, y murio hace ya 39 años aqui en Venezuela..

    Y Alberto Fereres z`l el otro hermano varon, que fue futbolista renombrado, contratado incluso por un equipo español, pero no pudo cumplir sus metas, murio a causa de un cancer de linfa, a los 34 años de edad…..

    En fin, recuerdos de familia, de esa Larache tan querida y a la que todos debemos tratar de cuidar y mantener……los judios larachenses dejamos huella en la ciudad y ojala que esta haya sido imborrable…….

    Cariños

  8. Hola soy Raquel Fereres la hija de Yosi Fereres y nieta de Salomon Fereres. Encontre esto buscando fotos de nuestra familia. Yo soy ya tercera generacion de los que salieron de Larache y naci en Madrid. Estuve en larache cuando tenia cuatro anos pero me acuerdo perfectamente de la casa de mis abuelos. Todos en mi familia guardamos muchos recuerdos de Larache transmitidos por nuestros abuelos y tios. Un saludo muy fuerte a todos desde Nueva York

  9. HOLA PUCHI/TITA SARA
    RECIEN VEO EN INTERNET TODO ESTO TAN LINDO, GRACIAS AL TRABAJO DE SHORASHIM QUE LE PIDIERON A MAY. QUE BUENO ES ESTO TAMBIEN PARA MI YA QUE PUEDO ASI REENCONTRARME UN POCO CON LA HISTORIA Y CIUDAD NATAL DE PAPA Z¨L.
    QUISIERA SABER SI PUEDO OBTENER IMAGENES DE LOS CUADROS QUE PINTO TITA SARITA A TRAVEZ DE INTERNET.
    UN ABRAZO A TODOS

Deja una respuesta

Hello, I'm Naomi Hunt

I am a writer, blogger, and traveler. Being creative and making things keep me happy is my life's motto.

Mis obras

Get Curated Post Updates!

Sign up for my newsletter to see new photos, tips, and blog posts.